La cathedral

La lluvia caía bajo el campanario roto y desvalido por los siglos transcurridos.Muertos están sus bancos, corroídas están sus piedras que con el tiempo se han quebrado.El ir y venir del aire han hecho derrumbar su aspecto de altas torres a los lados. La gente pasea junto a ella pero, ya no queda nada de antaño que te haga parar y admirar su belleza.